¿Quieres encontrar el mejor sistema de iluminación para tus espacios? En ASPRO Iluminación trabajamos en las mejores soluciones para que tus inmuebles o espacios públicos cuenten con excelente calidad de luz, por eso te contamos sobre algunos tipos de servicios para inmuebles en general.


Existes 5 tipos de sistemas para iluminar una habitación…


· ILUMINACIÓN DIRECTA: El flujo de la luz se dirige casi completa y directamente sobre la zona a iluminar.


· ILUMINACIÓN INDIRECTA: Entre el 90 a 100% de la luz se dirige hacia el techo y se distribuye luego en el ambiente, produce un ambiente agradable, con una luz suave y sin sombras.


· ILUMINACIÓN SEMI-DIRECTA: Es un tipo de iluminación directa, pero con un difusor o vidrio traslucido entre la lamparita y la zona a iluminar, que hace que entre un 10 a 40 % de la luz llegue a la superficie u objetos procedente de un reflejo previo en las paredes.


· ILUMINACIÓN SEMI-INDIRECTA: En la parte inferior ilumina con un difusor sobre la zona a iluminar y por arriba envía luz al techo sin difusor.


· ILUMINACIÓN DIFUSA O MIXTA: En este tipo de iluminación el 50 % de la luz se dirige difusa hacia el techo, y de allí es reflejada, y el otro 50 % se dirige difusa hacia la zona a iluminar.


En espacios abiertos, existen productos especiales para iluminar ambientes como…


· REFLECTORES: Permite iluminar profesionalmente áreas donde se realizan actividades deportivas, fachadas de edificios, monumentos o áreas abiertas de trabajo o almacenaje con un costo mínimo de operación.


· LUMINARIAS DECORATIVAS Y COMERCIALES: Es un sistema ideal para tiendas, oficinas y escuela que exigen uniformidad, poca brillantez además de elevados niveles de iluminación.


· ALUMBRADO PÚBLICO: Específica para patios de trabajo, fraccionamientos, estacionamientos, calles y avenidas; ofrecen una mejor visibilidad a quien transita por estas zonas, aportar mayor seguridad y protección.


· ALUMBRADO INDUSTRIAL: Proporcionan luz a menor costo en lugares en los que la suciedad, como pueden ser partículas de carbón, fibras y algunos vapores; limitan la eficiencia óptima de equipos.